.
copa 

Metallica: ¿Quién fue Cliff Burton?

Cliff Lee Burton, fue un bajista norteamericano , nacía un día como hoy, 10 de febrero 1962, en California.

Cliff con tan solo 20 años integraba el humilde grupo de metal Trauma, pero estaba destinado a estampar su nombre en los anales de oro de la historia del rock. Él ya había labrado una merecida reputación como uno de los mejores músicos de la escena metalera de California, por lo que era cosa de tiempo que fuera reclutado por una banda que estuviera más acorde con su incipiente talento como instrumentista y compositor.

Fue en 1982, durante una actuación que Trauma ofreció en el famoso local de Los Ángeles “Whisky a go-go”, el guitarrista y cantante James Hetfield y el baterista Lars Ulrich, los dos jóvenes fundadores de una promisoria banda de thrash metal llamada Metallica, quedaron impactados al ver a Cliff Burton tocando un solo en el escenario.

James y Lars se quedaron totalmente atónitos al ver que aquel sonido que escuchaban, parecido a una segunda guitarra, sino que de un bajo, el cuál era tocado con tanta destreza que lo hacía resaltar sobre todos los instrumentos de sus demás compañeros del grupo, todo esto mientras Cliff realizaba el clásico «headbanging» (mover la cabeza al ritmo de la música).

Todo esto aconteció con la desertación del entonces bajista Ron McGovney  quién acababa de dejar Metallica, James Hetfiel y Lars Ulrich, entonces supieron que Cliff Burton era el hombre preciso que necesitaban para reemplazarlo.

Sin embargo, Burton sólo accedió a integrarse a Metallica si el grupo dejaba la ciudad de Los Ángeles y establecía su base de operaciones en San Francisco, a lo que Hetfield y Ulrich accedieron. El debut de Cliff Burton con Metallica se produciría el 5 de marzo de 1983, mientras que su segundo concierto fue el 19 de marzo del mismo año.

De inmediato, el ingreso de Cliff Burton a Metallica se reveló como todo un acierto, pues era un dotado músico y compositor. Era el único miembro del grupo que podía crear una melodía en su cabeza y escribirla sin haberla tocado antes, y el único con nociones profundas de teoría musical.

Además, aplicaba la técnica de la distorsión para reforzar la presencia de su instrumento, diferenciándose del resto de los bajistas del thrash metal, donde por lo general el bajo quedaba sepultado bajo la distorsión de las guitarras.

Otra característica que lo distinguía a los demás era su forma de vestimenta, poco habitual de los demás metaleros con camperas con tachas y pantalones de cuero ajustados. Él utilizaba sencillas remeras y chaquetas de mezclilla y sus inconfundibles jeans con pierna de campana (también conocidos como estilo oxford).

El primer álbum de estudio de Metallica, Kill ‘Em All, lanzado en julio de 1983, sorprendió a la crítica por su crudo y poderoso sonido y sus grandes canciones (“Hit the lights”, “The Four horsemen”, “Panthom Lord”, “Whisplash”, “Seek&Destroy”) cargadas de velocidad y solos de guitarra arrolladores. Una de las pistas de este disco, que asentaría las bases de la potente sonoridad thrash, era “(Pulling Teeth) Anesthesia”, un solo de bajo creado por Cliff Burton, en el que se notaba su particular manera de tocar, incorporando gran distorsión, el uso del pedal de wah-wah y el tapping.

En 1984 Metallica lanzaría su segundo álbum de estudio, “Ride the Lightning”, poderoso disco que se adentraba en terrenos mucho más melódicos, evolucionando a un estilo musical más oscuro y depurado, con canciones como el gran tema homónimo, “Fight Fire With Fire”, “Creeping Death” o la balada “Fade To Black”. Este disco tendría una gran influencia de Cliff Burton, gracias a canciones como “The Call of Ktulu” y “For Whom the Bell Tolls«, uno de los primeros temas clásicos de Metallica de su primera época.

En 1986 se lanzaría el tercer álbum de estudio de Metallica, el clásico “Master of Puppets”, placa que vendería hasta el día de hoy más de siete millones de copias y posicionaría al grupo como la banda de thrash metal número 1 del mundo, secundada por bandas como Megadeth, Slayer y Anthrax (la crítica calificaba a estas cuatro agrupaciones como “Los cuatro grandes del thrash metal”). La más importante influencia de Cliff Burton en este álbum, además de la canción homónima, fue la séptima pista, la canción instrumental “Orion”, tema compuesto casi enteramente por Cliff Burton.

Fue justamente el último álbum de Cliff el que llevó a Metallica a tener una gira en norteamérica con Ozzy Osbourne, y posteriormente a una gira europea.

El 26 de septiembre de 1986 Metallica ofreció un recital en Estocolmo, Suecia. Esa noche Cliff Burton ejecutó un gran solo de bajo, en una versión muy melódica de “Star Spangled Banner”, el Himno Nacional de los Estados Unidos. Metallica cerraría esa actuación con las canciones “Blitzkrieg” y “Fight Fire with Fire”. Nadie imaginaba que serían las últimas canciones que Cliff Burton tocaría en vivo en su vida.

madrugada del 27 de septiembre de 1986 el autobús que trasladaba a Metallica por Suecia repentinamente comenzó a patinar fuera de control y rodó varias veces antes de volcar a un costado de la carretera, cerca del pueblo sueco de Ljungby. Kirk Hammett, Lars Ulrich y James Hetfield no sufrieron daños físicos preocupantes, pero el bajista Cliff Burton, quien se encontraba durmiendo en la litera que originalmente le correspondía al guitarrista Kirk Hammet, salió despedido por una ventana y el autobús, al rodar, cayó sobre su cuerpo, causándole la muerte de forma instantánea.

Kirk Hammet recordaría que “durante esa gira europea viajamos en un autobús realmente malo. Esa noche, mientras viajábamos, jugamos a las cartas con Cliff y él sacó el as de espadas. Y como me ganó la partida me dijo ‘quiero tu litera’ y yo le dije ‘Ok, no hay problema, toma mi litera. Yo dormiré al frente, probablemente hasta sea mejor’. Esa misma noche, como a las cinco o seis de la mañana, escuché chirridos de llantas, una vibración y luego el bus comenzó a rodar. Pensé que habíamos caído a un abismo. Todos estaban gritando, menos Cliff, y pensé de inmediato: ‘Dios, algo está mal’; cuando salí afuera vi las piernas de Cliff que sobresalían por debajo del autobús. No se movía así que todos intuimos que ya no estaba con vida. Después de aquello quedé en estado de shock y no recuerdo nada de las cuatro horas siguientes”.

Según el conductor del autobús, el vehículo supuestamente había derrapado y volcado debido a unas supuestas placas de hielo que había en la carretera, aunque nadie de la banda creyó su historia. El informe del accidente declaró como causa del fallecimiento de Cliff Burton una compresión torácica con una contusión pulmonar, lo que fue corroborado por el doctor Anders Ottoson, médico certificado. El informe policial también señaló que la temperatura del aire en el lugar al momento del accidente fue de 3,7 °C, aunque no se hizo ninguna mención sobre alguna placa de hielo en la carretera. Las pesquisas también determinaron que el conductor no iba ebrio ni dormido.

Kirk Hammet recordaría que “hasta el día de hoy pienso que yo fui el que pudo haber muerto, pues Cliff estaba durmiendo en mi litera. Esa sensación nunca me ha dejado. Recuerdo que a las cuatro de la mañana del día siguiente después de su muerte, cuando estábamos en un hotel de Suecia, escuché a James (Hetfield) borracho en la calle gritando ‘Cliff, Cliff ¿Dónde estás?’ Cuando lo escuché comencé a llorar”.

La trágica muerte de Cliff Burton, de escasos 24 años y una de las piezas clave en el sonido y éxito de Metallica, causó un hondo impacto en el mundo del metal y provocó la suspensión de la gira europea y la retirada de los tres miembros restantes de Metallica para decidir qué les deparaba el futuro.

Catorce horas antes del accidente, Cliff Burton había concedido una entrevista a la revista sueca “Sweden Rock Magazine”, donde confesó que “uno de mis sueños es tener mi casa. Ahora vivo con mis padres, pero como estoy de gira, puedo decir que no tengo. Tal vez un día, si consigo el dinero me compraré una…”. Cliff también habló en esa entrevista de la gira y predijo que se estaba gestando una nueva escena de thrash metal y que tal vez experimentarían con hacer más suave su propuesta y reclutarían a un productor discográfico importante para hacer más rápido el trabajo en estudio. También habló del gran éxito del álbum “Master of Puppets”, del estado financiero de la banda e irónicamente del autobús que lo llevaría a la muerte.

Después que el cuerpo de Cliff Burton fuera trasladado a los Estados Unidos, sus funerales se realizaron el 7 de octubre de 1986 en la localidad de Castro Valley, California. Al terminar la ceremonia, se escuchó la canción “Orion”. Sus restos serían incinerados y sus cenizas esparcidas en el rancho de Maxwell, uno de los lugares a los que a Burton le encantaba ir.

Cliff Burton sería incluido póstumamente en el Salón de la Fama del Rock and Roll junto a sus compañeros de Metallica, el 4 de abril de 2009. Dos años más tarde, en el 2011, una encuesta en línea de lectores organizada por la revista Rolling Stone lo posicionó como el noveno mejor bajista de todos los tiempos.

 

FUENTE: Guioteca

 

[vistos visto="dia"]
[vistos visto="semana"]